SOBRE NOSOTROS

Taher, la reinvención de un clásico de Collado Villalba

UN NEGOCIO CON TRADICIÓN


El negocio comenzó con las conocidas Pescaderías Tapia. “Mi abuelo, Dionisio Tapia y mi abuela Aurora Palacios y sus hijos dedicaron toda su vida al mundo del pescado fresco y marisco. Comenzaron en una pequeña pescadería en la calle Real, donde estaban sus hijos Luis y Marcel. Gracias a su tesón llegaron a tener varias pescaderías en Villalba y El Escorial, ésta última dirigida por su otro hijo Dioni, y fueron distribuidores de muchos de los mejores restaurantes de la comarca”, recuerda Yolanda.

yolanda taher 2

Nace el restaurante


Con el tiempo surge la idea de ofrecer directamente sus productos y en 1990 se inaugura TAHER (TApia HERmanos), restaurante emblemático situado enfrente de la Casa de la Cultura villalbina, siendo un referente gastronómico por su especialidad en pescados y mariscos.

Yolanda recuerda como de pequeña la pescadería del centro comercial Las Cigüeñas estaba llena. “La gente esperaba para comprar el tiempo que fuera necesario. Venían de los municipios cercanos. En épocas de navidades era tremendo, había colas en la calle”. Admira el esfuerzo y el tesón de sus padres, recordando que “cuando bajaba a estudiar a Madrid en Larrea temprano me cruzaba con el camión de mi padre, madrugaba mucho, y era curioso que cuando él llegaba a Villalba había muchos que iban de camino a Mercamadrid. Me quedó claro que el éxito que tuvieron fue la suma de pequeños o muchos esfuerzos que se repetían día tras día”.

Nueva etapa


En esta nueva etapa, Taher apuesta por la comida sana. En su carta cobran mucha importancia las verduras y ensaladas. También los arroces, como el caldoso, con rabo de toro, con bogavante, marinero, con nécoras, etc. Sin olvidar, señala Yolanda, “lo que fue un éxito y una novedad en el municipio: el menú diario, que se confecciona con recetas tradicionales, equilibradas y con productos de primera calidad. En los menús de fin de semana se pueden desgustar gran variedad en primeros y una gran selección de segundos platos que sirven en el salón interior muy acogedor. A mediodía, nos cuenta, “en Taher no falta nunca el aperitivo, además de las raciones y medias raciones”.

Progresivamente, Yolanda irá haciendo pequeños cambios en la decoración para imprimir un aire renovado, ya que el local ofrece muchas posibilidades. “Nuestro objetivo es ofrecer al cliente calidad, servicio y una estancia agradable en un ambiente tranquilo, acogedor y con precios asequibles y cerquita de sus casas. En Villalba renace un nuevo restaurante, la bombonera de Taher”.